Page header image

Tabaco sin humo

(Smokeless Tobacco)

¿Qué es el tabaco sin humo?

El tabaco sin humo incluye el uso de tabaco para mascar en hoja o en pastilla, tabaco rapé (molido) o escupir tabaco. Mascar tabaco es poner una hoja de tabaco dentro de la mejilla. El rapé es tabaco molido finamente que se pone entre las mejillas y las encías, o puede inhalarse a través de la nariz. El tabaco sin humo algunas veces es llamado escupir tabaco porque los consumidores de este tipo de tabaco escupen los jugos del tabaco y la saliva que se acumula en la boca.

El tabaco sin humo es muy adictivo y contiene nicotina y otras sustancias tóxicas. Los consumidores del tabaco sin humo son generalmente adolescentes y adultos jóvenes.

¿Es seguro?

El tabaco sin humo no es seguro. El riesgo de cáncer de boca, mejilla o encía es 50 veces mayor para los consumidores de tabaco sin humo en comparación con las personas que no usan tabaco. Este cáncer puede comenzar en los mascadores de tabaco de cualquier edad y con frecuencia afecta a personas jóvenes. Este tipo de cáncer es difícil de curar y se propaga muy rápidamente. Es posible que algunas personas piensen que si inhalan o mascan tabaco durante un período corto y luego se detienen, estarán seguros y no tendrán cáncer. Esto no es verdad. El cáncer puede empezar en un lapso de 6 a 7 años. En la boca ocurren cambios permanentes que no pueden volver a la normalidad después de dejar de usar el tabaco sin humo. No se pueden frenar estos cambios con hilo dental o cepillado.

El tabaco sin humo contiene 28 sustancias que causan cáncer. Se absorbe de 3 a 4 veces más nicotina del tabaco sin humo que de los cigarrillos, y permanece en la sangre por más tiempo. El tabaco sin humo es muy adictivo. Con el tiempo, los consumidores necesitan más cantidad y tabaco más fuerte para tener los mismos efectos.

Algunas personas que consumen tabaco sin humo podrían creer que les ayudará a tener mejor desempeño en los deportes. Esto no es verdad. El tabaco sin humo hace que su corazón lata más rápidamente y que suba su presión arterial. Esto ejerce presión en el corazón y tiene un mal efecto en su desempeño. El tabaco sin humo puede aumentar el riesgo de enfermedades del corazón y accidentes cerebrovasculares.

El tabaco sin humo no es más seguro que fumar cigarrillos. Los consumidores jóvenes del tabaco sin humo tienen más posibilidades de comenzar a fumar cigarrillos.

¿Cuáles son los signos de adicción?

Los signos de que una persona es adicta el tabaco sin humo incluyen:

  • al usarlo ya no se siente enfermo o mareado como cuando comenzó a usarlo
  • masca con más frecuencia en diferentes lugares y no puede estar más de unas pocas horas sin mascar
  • cambia a un tabaco más fuerte, con más nicotina
  • traga el jugo regularmente
  • duerme con tabaco en la boca
  • lo primero que necesita en la mañana es mascar
  • tiene muchos deseos urgentes cuando intenta pasar tiempo sin mascar.

¿Cómo puedo dejar el tabaco sin humo?

Es muy difícil dejar el tabaco sin humo, pero es posible hacerlo. Una forma de dejarlo es fijar una fecha y un plan para dejarlo. Una persona que intenta dejar el tabaco sin humo debe concentrarse en todas las razones por las que no le gusta mascar.

Haga una lista de las situaciones, lugares o emociones “desencadenantes” que lo hacen más propenso a mascar. El estar consciente de estos desencadenantes pueden ayudarle a evitarlos o al menos a prepararse para ellos.

Establezca un sistema de apoyo. Podría ser una clase con un grupo, Fumadores Anónimos, o un amigo o familiar que ha dejado y está dispuesto a ayudarlo.

Los chicles o parches podrían ayudarle cuando está intentado dejarlo, especialmente para alguien que es un gran consumidor. Podría ayudarle inhalar hojas de menta sin tabaco, chicle sin azúcar, caramelos duros, cecina de res o semillas de girasol en lugar del tabaco sin humo. Sin importar lo difícil que sea dejar de usar el tabaco sin humo, nunca debe reemplazarse con fumar cigarrillos.

Consulte a un profesional médico o dentista para obtener más información y para que le ayude a dejar el tabaco sin humo. El Instituto Nacional de Investigación Dental y Craneofacial (National Institute of Dental and Craniofacial Research) tiene una guía para dejar el tabaco sin humo en su página web en http://www.nidcr.nih.gov/espanol/

Developed by RelayHealth.
Published by RelayHealth.
Last modified: 2011-07-28
Last reviewed: 2011-05-16
Este material se revisa periódicamente y está sujeto a cambios en la medida que aparezca nueva información médica. Se proporciona sólo para fines informativos y educativos, y no pretende reemplazar la evaluación, consejo, diagnóstico o tratamiento médico proporcionados por su profesional de atención de la salud.
© 2011 RelayHealth and/or its affiliates. All rights reserved.
Page footer image